COMENTARISTAS

lunes, 4 de marzo de 2013

Desconexión - Neal Shusterman







Sinopsis



¿Qué harías si decidieran desconectarte?
Connor, Risa y Lev tal vez consigan escapar..., pero ¿sobrevivirán?
Tres vidas distintas. Una ley implacable. Un único final. Solo si llegan a los dieciocho podrán evitarlo.

La Segunda Guerra Civil de Estados Unidos, también conocida como «Guerra Interna», fue un conflicto prolongado y sangriento que concluyó con una resolución escalofriante: la vida humana se considerará inviolable desde el momento de la concepción hasta que el niño cumpla los trece años, entre los trece y los dieciocho años de edad, sin embargo, los padres pueden decidir «abortar» a su hijo de modo retroactivo... con la condición de que el hijo, desde un punto de vista técnico, no muera. Al proceso por el cual se acaba con él al mismo tiempo que se le conserva con vida se le llama «desconexión». Actualmente, la desconexión es una práctica frecuente y socialmente aceptada.

__________________________________________


Tratado vital

La Segunda Guerra Civil de Estados Unidos, también conocida como “Guerra Interna”, fue un conflicto prolongado y sangriento, originado por un solo punto de disensión.

Al final de la guerra, se aprobó un conjunto de enmiendas a la Constitución, al que se conoce como “Tratado Vital”.

Las resoluciones del Tratado Vital satisfacían tanto al ejército pro vida como al ejército pro libre elección.

El Tratado Vital establece que la vida humana es inviolable desde el momento de la concepción hasta que el niño alcanza la edad de trece años.
Entre los trece y los dieciocho años de edad, sin embargo, los padres pueden decidir “abortar” a su hijo de un modo retroactivo… con la condición de que el hijo, desde el punto de vista técnico, no muera.
Al proceso por el cual se acaba con él al mismo tiempo que se le conserva con vida se le llama “desconexión”.
Actualmente, la desconexión es una práctica frecuente y socialmente aceptada.


Con este texto a modo de introducción en la sociedad distópica que nos vamos a encontrar empieza Desconexión. Así, tal cual.

Es una sociedad muy dura, tanto que da un poco de miedo. Lo que está claro es que en Desconexión el tema clave es el aborto, pero no durante la gestación sino varios años después del nacimiento. En concreto 13 años después. Si tiene que ser dura la decisión de abortar durante el embarazo, ¿cómo tiene que ser después de convivir diariamente durante 13 años con el niño o la niña en cuestión? ¿Cómo se llega a este extremo? ¿Es que no tienen alma las personas que firman el documento de desconexión que no son otros que los propios padres? Todo esto es bastante inquietante ¿o no?

La historia en si engancha bastante y pasados los tres primeros capítulos que son los de presentación de los tres protagonistas el ritmo de lectura vuela ayudado de capítulos cortos en los que la trama no deja de avanzar y en la que continuamente están pasando cosas.

Tal como yo lo veo, Desconexión es una dura crítica al aborto sea cuando sea cuando se haga. Éste es el detonante de la Segunda Guerra Civil en los EEUU y el causante del famoso Tratado Vital.

Durante todo el libro Neal Shusterman utiliza términos como ASP, aplaudidores, mastodontes y alguno más que seguro que se me olvida que no explica y que, aunque por el contexto se puede deducir lo que es cada cosa, no estaría de más una pequeña explicación, al menos para mí.

Spoiler
Puestos a criticar la sociedad actual Neal Shusterman utiliza a los aplaudidores para endosarles el papel de terroristas suicidas. Los retrata como personas a las que usan con unos objetivos muy distintos a los que les dicen que van a desempeñar, lavándoles el cerebro para que vayan a la muerte felices y engañados.
Fin del spoiler

Siendo este un libro juvenil no podía faltar la correspondiente historia de amor. Gracias a dios no hay triangulo amoroso pero es un poco descafeinada para mi gusto. En este libro tiene más relevancia el mundo distópica que la historia de amor de los protagonistas.


De los tres personajes protagonistas con el que no he llegado a conectar en ningún momento ha sido con Lev. Al principio me parecía un estirado y un snob y luego… pasa todo lo que pasa pero no cuento nada más.

Connor sí me ha gustado bastante. Es el típico protagonista, fuerte y decidido aunque por dentro esté hecho un lio. Sus dudas sobre si mismo me han hecho ver un personaje entrañable, valeroso y un poco camorrista.

Risa es la chica inteligente, que pone sentido común la mayor parte de las veces y con mucha sangre fría. Unas veces me gustaba y otras me resultaba un poco indiferente.

Y como buen libro juvenil que se precie con sociedad distópica o sin ella es parte de una saga. Sin embargo, tiene un final más o menos cerrado lo que me provoca unas cuantas dudas de por dónde van a ir los tiros en la siguiente entrega.

En definitiva, un libro de los más recomendable para pasar un rato de lectura de lo más entretenido.

No quiero terminar sin antes dar las gracias al Grupo Editorial Anaya por regalarme el libro.

Bonitos calcetines
 


1 comentario:

  1. Tiene buena pinta.Me lo apunto para futuras lecturas :)
    Un bacio!

    ResponderEliminar

Los comentarios aparecerán después de la moderación. Déjame uno para saber qué te ha parecido la entrada. Gracias por tu contribución con la que cree este blog. Por favor, no hagas SPAM ni pongas enlaces a tu blog. Si me dejas un comentario te lo devuelvo en el tuyo. Nadie está solo no se hace responsable de los comentarios vertidos por los usuarios, tampoco de los enlaces externos que puedan dejar.