COMENTARISTAS

viernes, 10 de julio de 2020

Besos de libro #293 Cómo romper las reglas y no morir en el intento (I)




—Mírame —levanté la vista insegura, sonaba bastante cabreado y llevarme una bronca del jefe el primer día no había entrado en mis planes —. No vuelvas a desaparecer así. 
Tenía una mirada furiosa, que hizo que me encogiera en contra de mi voluntad. En un par de pasos, engulló la distancia que nos separaba y, antes de poder reaccionar, me encontré arrinconada contra la mesa y envuelta en sus fuertes brazos.
Sus labios cayeron sobre los míos dispuestos a arrasar con todo sin dudas, ni la menor vacilación, mientras sus manos recorrían mi cuerpo con un hambre propia de un hombre al borde de la inanición. Aturdida, solo pude aferrarme a su jersey, sintiéndome víctima de un asalto que, lejos de incomodarme, consiguió que todo el deseo que había estado vibrando bajo mi piel a lo largo del día se desbordara sin límites.
Abrí mis labios dispuesta a dejar que mi lengua se encontrara con la suya y dejé mis manos vagar hasta la cintura de sus pantalones, en busca del final de su jersey. Necesitaba sentir su piel bajo mis palmas, recorrer con mis manos una vez más aquellos bordes y aristas en los que me había deleitado durante todo el fin de semana.
Sus manos se deslizaron hasta mi trasero y me impulsó hacia arriba para sentarme sobre la mesa. Separé mi boca de la suya para poder recuperar el aliento y escondí mi rostro en su hombro, disfrutando de su aroma.
—Parece que siempre empezamos igual —murmuré junto a su oído con una sonrisa antes de atrapar el lóbulo de su oreja.
—Las camas están sobrevaloradas.
Su boca volvió a buscar la mía y tuve que empujar mis manos contra su pecho para pedirle calma. Mi cuerpo entero temblaba por su toque, anhelante.
—Calma, Vikingo —susurré sobre su boca —lo que hay debajo de mi culo son los informes del caso y preferiría no arrugarlos.
Me besó una vez más antes de hablar.
—Cama entonces —sujetándome de las caderas me ayudó a bajar de la mesa.
Giré en dirección a la puerta de la habitación, sabiendo que me seguía, mientras me deshacía de la camiseta. Apenas había dado dos pasos dentro de la habitación cuando sus brazos ya estaban envolviéndome una vez más. Él también se había librado de su jersey y la sensación de su piel, fresca del frío de la calle, cubriendo mi espalda caliente me provocó un escalofrío de placer. Me perdí en la sensación mientras me giraba poniéndome frente a él.
La cama estaba demasiado lejos, pero logramos llegar a ella entre besos y caricias al tiempo que nos deshacíamos del resto de nuestras ropas. La idea de que quizás teníamos que hablar parpadeó en mi mente, pero la necesidad de volver a sentirlo en mi interior me instó a desechar el pensamiento. Ya habría tiempo para hablar cuando los dos estuviésemos saciados.
Algo que no parecía que fuera a suceder pronto.


Cómo romper las reglas y no morir en el intentoKaera Nox

 photo 34fd7a51-3c8a-424f-aaaf-16546c7ad2a6_zpsdaed94d2.jpg

miércoles, 8 de julio de 2020

Una arruga en el tiempo - Madeleine L'Engle


Sinopsis
Meg Murry, su hermano pequeño Charles Wallace, y su madre se reúnen en la cocina para tomar un bocado de medianoche cuando de repente son sorprendidos por la llegada de una insólita visitante. A partir de ese momento, Meg, Charles y su nuevo amigo Calvin se embarcan en un peligroso viaje a través del espacio y el tiempo para encontrar a su padre. Los jóvenes tendrán que confiar en sí mismos para vencer las terribles fuerzas del mal que intentan apoderarse del universo si es que quieren rescatar a su padre y regresar con vida a su querido hogar.
_____________________________________________________

Este libro andaba por casa prácticamente desde que la editorial lo sacó a la venta y que me llegó de parte de ellos totalmente por sorpresa. No es un libro que hubiera pedido a editorial ni mucho menos comprar porque a primera vista no me llamaba mucho la atención.


Pero al ver en el Reto Lector, al que me apunté a principios de año, que una de las premisas para completarlo era leer un libro que tuviera adaptación cinematográfica, recordé que lo tenía sin leer. Al no poder salir de casa en pleno confinamiento, no se me ocurrió mejor opción que esta para tachar este tip del reto para completarlo.

Una arruga en el tiempo me ha parecido un libro raro. Es un middle-grade en el que los protagonistas son unos chicos que se ven envueltos en una aventura con viajes interestelares bastante peculiares.

El libro está narrado en tercera persona y en pasado teniendo en cuenta principalmente el punto de vista de Meg. Los capítulos tienen una duración media. No son muy largos, pero tampoco muy cortos. Forma parte de una serie de libros, pero no sé si son serie o saga. Este tiene un final más o menos cerrado, aunque algo suelto queda por ahí de dónde tirar del hilo en los siguientes.

¿Me ha gustado el libro? Yo diría que sí. Pero no tengo muy claro que vaya a seguir con los demás libros. Me ha entretenido y me ha tenido enganchada a las páginas durante toda la lectura, pero no tanto como para seguir explorando más historia.

La edición del libro es en pasta dura y tiene algunas ilustraciones para explicar la teoría de la Arruga en el tiempo. Me ha parecido una traducción muy buena, teniendo en cuenta que la editorial es mexicana y que muchos de sus libros llegan aquí con la traducción de México, de lo que me he quejado en más de una ocasión. En este libro no, es una traducción muy correcta al español de España. Agradezco a la editorial el envió del libro en su momento.


Y ahora la película. Porque después de terminar de leer en libro quise ver la peli a ver que tal y para comparar la adaptación. Como esta en la plataforma Disney+ no tuve que buscar mucho. El tráiler ya me gustó y me picó la curiosidad.

No me ha parecido mala adaptación. Eso sí, no he reconocido a las señoras de los libros en las de la película. Por lo demás, me ha parecido todo más o menos con sus recortes y algún que otro cambio aquí y allá, como siempre pasa cuando se adapta un libro al cine.

Es una película entretenida para ver mientras haces otras cosas. No es muy larga, no llega a las dos horas. Pero no se hace larga ni pesada.

Si os decidís a darle una oportunidad tanto al libro como a la película tenéis que tener en cuenta que son middle grade. Los protagonistas son niños, aunque el elenco de la película está plagado de actores de renombre, los que llevan el peso del argumento son los tres chavales.

Una arruga en el tiempo ha sido un libro que he disfrutado leyendo, aunque se sale un poco de lo que más me atrae a la hora de elegir lectura.

Y Un pliegue en el tiempo me ha resultado entretenida y un buen complemento al libro para ponerle cara a la historia y a los personajes.

¿Los conocíais?
¿Habéis leído el libro? ¿Os llama la atención?
¿Y la película, la habéis visto?
Contadme

 photo 34fd7a51-3c8a-424f-aaaf-16546c7ad2a6_zpsdaed94d2.jpg

lunes, 6 de julio de 2020

Cascanueces y el Rey Ratón - E.T.A. Hoffmann



Sinopsis
«Durante todo el día 24 de diciembre los hijos del consejero médico Stahlbaum no habían podido entrar en la sala principal y menos aún en el salón de gala contiguo. Fritz y Marie estaban agazapados en un rincón de la salita de atrás; el oscuro crepúsculo había hecho ya su aparición y sentían mucho miedo, pues, como solía ser habitual ese día, no les habían llevado ninguna luz. Fritz, susurrando en secreto, le contó a su hermana pequeña (acababa de cumplir siete años) que, desde por la mañana temprano, había estado oyendo ruidos, murmullos y suaves golpes en las habitaciones cerradas. Que no hacía mucho un hombrecillo oscuro había pasado por el pasillo a hurtadillas con una gran caja bajo el brazo, pero que él sabía de sobra que no era otro que el padrino Drosselmeier».
Así comienza el cuento clásico que Hoffmann compuso para los hijos de su amigo Julius Eduard Hitzig: Marie y Fritz, quienes, como señala la traductora, Isabel Hernández, en su epílogo, «no son solo niños, sino que como tales representan algo mucho más valioso y que es ni más ni menos la poesía romántica frente al mundo racional de los adultos»
_____________________________________________

Cuando vi la edición de este libro me enamoré de ella porque la portada es muy bonita. Además, el Cascanueces de Tchaikovsky siempre me ha encantado, pero nunca había leído la historia. Porque, ¿quién no ha escuchado alguna vez esta música? Yo, desde luego, muchas veces.

Este libro lo tenía por casa desde hacía ya algún tiempo, pero nunca encontraba la oportunidad de leerlo. Al mirar un día mis retos literarios vi que tenía en el Reto lector una de las premisas leer un libro de menos de 150 páginas y este cumple esa premisa.

Es un cuento para niños que está ambientado en los días de Navidad y que fue escrito Ernst Theodor Amadeus Hoffmann en 1816. Está narrado en tercera persona y en pasado como si el narrador se estuviera dirigiendo directamente al lector, contándonos un cuento.

Los capítulos no son muy largos y la extensión del libro no llega a las 110 páginas. Después de finalizar la historia propiamente dicha, Nórdica ha incluido un epílogo en el que se cuenta la historia del autor para que nos hagamos una idea de la situación y de la época en la que se escribió este libro.

Me ha gustado la historia del Cascanueces que vamos conociendo poco a poco a lo largo de los capítulos. Y como Marie va viendo el mundo que existe más allá de los sueños, cuando los juguetes cobran vida. ¿Os recuerda esto a Toy story? Pues es algo parecido.


Las ilustraciones también me han gustado, en cada capítulo hay varias para apoyar el texto que se narra en él. Es un libro que se lee muy rápido ya que la historia es cortita y engancha, pero yo preferí ir racionándolo y leyendo un capitulo al día para disfrutarlo por más tiempo.

Cascanueces y el Rey Ratón es un libro con una edición preciosa y muy cuidada que nos cuenta una historia de cuentos de niños que gusta a cualquier edad.

¿Lo conocíais?
¿Lo habéis leído? ¿Os llama la atención?
Contadme

 photo 34fd7a51-3c8a-424f-aaaf-16546c7ad2a6_zpsdaed94d2.jpg