COMENTARISTAS

jueves, 29 de febrero de 2024

IMM (119) Febrero'24





Otro mes que se va y otro mes que toca hacer recuento de los libros que han llegado a mis estanterías en febrero. No me puedo quejar porque dos de los libros eran muy esperados y alguno hasta con polémica. Son estos:

  • Materna de Lara Coto publicado por dNX
  • Lo que esconde la noche de Kerstin Gier publicado por B de Block
  • Better. Colisión de Carrie Leighton publicado por Wonderbooks
  • Todos los ángeles del infierno de Miriam Mosquera publicado por Faeris
  • Alas de hierro de Rebecca Yarros publicado por Planeta. Sí es la edición especial de colorinchis
  • Ciudad medialuna 3: Casa de llama y sombra de Sarah J. Maas publicado por Alfaguara

También me he comprado este mes el funko de Indiana Jones que es pura maravilla. Es una escena muy especifica de En busca del arca perdida, mi película favorita del personaje.

Y como no tengo libretas, me he comprado una mas especial de lettering que estaba a muy buen precio. En instragram tenéis un reel con más fotos con más detalles. 

¿Qué libros han llegado a vuestras estanterías?

¿Habéis leído alguno de estos?



martes, 27 de febrero de 2024

Besos de libro #316 Si no hay un mañana (II)



Me tomé mi tiempo, trazando con un dedo sus abdominales, y luego con dos dedos, trazando un mapa sobre ellos, memorizándolos.
Seguí adelante.
Mis dedos se deslizaron alrededor de su ombligo y bajaron, alcanzando la cintura de los pantalones de franela que llevaba puestos. Su cuerpo sufrió un nuevo estremecimiento, lo cual provocó que se acercara más. Su muslo presionó contra el lateral del mío.
Esto no está bien.
No debería estar haciendo aquello, pero saberlo no me detuvo. Lentamente, levanté mi mirada hacia la suya.
Sus ojos eran azules como el mar más profundo que yo hubiera visto jamás, como los que había rodeado con un círculo en el mapa que había sobre mi escritorio. De alguna manera nuestros rostros se habían acercado más y más durante mi exploración. Nuestros alientos se entremezclaban.
Reduje la distancia.
El contacto de mi boca contra la suya fue tan impactante y electrizante como la primera vez, tal vez incluso más intenso ahora. Fue simplemente el más dulce y suave de los roces. Tan solo mi boca moviéndose contra la suya, y entonces su mano se enroscó en mi nuca.
Dejé escapar un sonido que nunca antes me había escuchado a mí misma, abriéndole la boca, y cualquier control que Sebastian estuviera ejerciendo, lo que fuera que lo estaba reteniendo, se quebró. Sebastian me besó, me besó de verdad. Mi corazón amenazó con explotar. Su lengua se abrió paso. Sabía a menta y a él. Mi mano se movió hacia su cadera y le instó a acercarse más, pero no podía acercarse. No con mis costillas doloridas y el brazo roto.
Pero me besó, bebió de mis labios, de mi boca y de mis suspiros. Y se movió hacia abajo, mordiéndome el labio inferior, provocándome un gemido, y trazó un camino de besos por mi garganta cuando arqueé la cabeza hacia atrás, dándole más acceso. Lamió y succionó, prestando especial atención a ese punto justo bajo mi oreja que hizo que mis dedos de los pies se curvaran y mis caderas se movieran sin descanso. A continuación devoró mis labios una vez más, nuestras lenguas enredadas y el único sonido en la habitación era nuestro jadeo.
No tenía ni idea de cuánto tiempo estuvimos besándonos. Se alargó muchísimo, y no era falso ni fingido cada vez que nos lanzábamos de nuevo sobre el otro, ansiando y rogando silenciosamente por un poco más. Los amigos no se besaban así. No se aferraban el uno al otro como lo estábamos haciendo nosotros, mis dedos hundidos en su cadera y en su costado, su mano sosteniéndome con firmeza por el cuello, en absoluto dispuesto a dejarme ir a pesar de que no me estaba alejando.
Y seguimos besándonos y besándonos.
Cuando su boca finalmente se separó de la mía, apoyé la frente contra su hombro. Respiré pesadamente y atrapé su camiseta entre mis dedos. Durante lo que pareció una eternidad, ninguno de los dos se movió, y entonces él volvió a tumbarse de lado. Dejó la mano sobre mi cadera y la deslizó arriba y abajo por mi espalda en movimientos largos y suaves. Con su aliento bailando cálidamente sobre mi mejilla.
Y no hablamos durante el resto de la noche.

Si no hay un mañanaJennifer L. Armentrout



jueves, 22 de febrero de 2024

Bennet, el orgullo de enamorarse - Anyta Sunday


Sinopsis

«—Quiero a alguien que me quiera por lo que soy. Que no quiera cambiar mi aspecto ni mi forma de pensar ni mis principios. Necesito una pareja que esté orgullosa de mí, en público y en privado, y que esté orgullosa de sí misma.

—¿Crees que la encontrarás?»

~ ~ ~

Bennet siempre había soñado con el amor. Con encontrar al hombre perfecto.

Qué demonios, le valdría uno imperfecto pero honesto.

¿De quién no se enamoraría nunca, jamás de los jamases? De uno que ni siquiera tuviera Orgullo.

~ ~ ~

Es Orgullo y prejuicio, con aldeanos entrometidos, karaoke, partidas de Scrabble y celebraciones del Orgullo.

_____________________________________________

Aquí estamos con un libro más de la maravillosa Anyta Sunday de la mano de Virginia Cavanillas que es su traductora y un ser de luz. En esta ocasión voy a hablaros de la tercera parte de la serie 'Con amor, Austen', en donde tenemos retellings de los libros de Jane Austen. En este caso Bennet es el de Orgullo y prejuicio.

A Bennet los conocemos en este libro pero a Darcy, el otro protagonista, lo conocimos en el libro de Cameron ya que es el padre de Henry. Esto quiere decir que se los libros de la serie se pueden leer por independiente pero es mucho mejor leerlos por orden de publicación porque así no se pierde ningún detalle. Es más, aconsejaría esta segunda opción casi como la única.

Como suele ser habitual en los libros de Anyta, los hermanos de los protagonistas siempre son la caña y no podría ser de otra forma Lyon, el hermano adolescente de Bennet. Lo trae por la calle de la amargura por su forma de ser y porque está en todo el pavo. Y a esto hay que sumarle que ha perdido a sus padres recientemente, que con su hermano mayor casi no tiene trato hasta hace muy poco y que es gay en un pueblo pequeño donde no están acostumbrados a estas cosas. Demasiado normal es para todo lo que tiene a cuestas. Pero es que, además de lo tocapelotas que es (porque lo es y mucho con su hermano), es adorable. A mí me ha conquistado.

A Darcy le tenía un poco de miedo por sucesos del libro anterior, pero tengo que reconocer que al conocerlo de verdad me ha ganado y conquistado porque es un amor. Tiene sus problemas que tiene que solucionar y se toma su tiempo para ello. A medida que lo vamos conociendo se le va cogiendo más cariño.

Y luego está Bennet, nuestro protagonista. Acaba de llegar al pueblo para hacerse cargo de su hermano pequeño tras la muerte de sus padres. Tiene una mente abierta y comprensiva según él pero resulta que es el que más prejuicios tiene. Es un hombre encantador y adorable que se hace querer a lo largo de todo el libro.

Bennet, el orgullo de enamorarse está narrado en tercera persona y en pasado pero siempre desde el punto de vista de Bennet. Los capítulos no son ni muy largos ni muy cortos. Esto sí, os puedo asegurar que el libro se lee prácticamente solo porque, a parte de la historia que es muy bonita, los personajes que aparecen son casi todos de los que te puedes encariñar con ellos. Y digo casi todos porque hay dos que... en fin. Pero no son tan odiosos como otros personajes 'malos' de la autora.

Bennet, el orgullo de enamorarse ha sido una lectura que he disfrutado mucho, sobre todo por poder ir comentándola (poco y ya al final) con Virginia. También por la historia que es muy bonita, con poco drama y fijaos si había filón para que lo hubiera pero las historias de Anyta son tan cuquis y tan cozys que el drama está muy bien llevado. Y los personajes que son adorables y achuchables.

¿Lo conocíais?

¿Lo habéis leído? ¿Os llama la atención?

Contadme


Otras obras de la autora en el blog: